¿Qué va a ser de nuestra Educación?

El 61 % de los agentes que participan en la Educación cree que “ningún partido” se preocupa por mejorar la Educación

profesor

Como hemos escrito en las últimas semanas, la campaña electoral en la que estamos inmersos será como un concurso de tartas, en la que ofrecen a la ciudadanía la porción más dulce para que terminen comprándola. Sin ticket de devolución, por cierto.

Cuando se les da voz a los agentes implicados en el aprendizaje de los más pequeños, los números hablan por sí solos. El 61 % de los encuestados (familias, profesores, directores de centros y orientadores) en el II Barómetro Nacional sobre Educación elaborado por Magisterio y VS Educación cree que “ningún partido político se preocupa por mejorar el sistema educativo”.

Al hacer una diferencia entre los diferentes sistemas que hay en España, se percibe que casi la mitad (46,89 %) considera que no hay ninguna formación que vaya dedicarse al cuidado del público. En los que más confían son en el PSOE (14,35 %) e Izquierda Unida (12,06 %).

Si hablamos del sector privado, el porcentaje de desconfianza a cualquier partido se reduce al 24,45 %, y se deposita en el Partido Popular (70,11%), mientras que la confianza en el resto es mínima (apenas alcanzan el 1 %).

 ¿Qué hacemos con la LOMCE?

Otra de las cuestiones planteadas en el estudio es la LOMCE y su posible derogación, los resultados muestran que hay mucha división. Así, el 58,14 % cree que es positivo que la mayor parte de los partidos quieran anularla, pero cuando se les plantea directamente si por ellos la suprimirían, el 44,63 % asegura que sí, mientras que el 42,83 % haría modificaciones y el 6,86 % la llevaría hacia delante.

En relación al futuro de la Educación, el 42,36 % afirma que el abandono escolar se mantendrá así dentro de cinco años, por el 30,15 % que cree que se mantendrá, el 14,43 % que disminuirá y para el resto (13,07 %) dependerá de las elecciones.

Por último, la mayor parte reconoce que el sistema educativo ha dado un paso atrás en este último lustro. El 60,52 % piensa que la situación es peor que antes, mientras que para casi el 30 % no ha cambiado. Solo el 7,61 % sostiene que es mejor.

El pueblo educativo ha hablado en las encuestas, ahora le toca a la ciudadanía hablar en las urnas.

Más gasto, menos palabras

Esta semana han visto la luz unos preocupantes datos. El gasto social en Educación se ha recortado un 20% desde 2009 a 2013

education

Que el Estado del bienestar se está viendo alterado en los últimos tiempos en nuestro país es una sensación que se palpa en el ambiente. Pero cuando las cifras salen a la luz, y se puede analizar de forma tangible, aumenta la preocupación.

El gasto real público per cápita en educación, gestionada básicamente por las comunidades, descendió de media un 21,1% por los ajustes presupuestarios desde 2009 hasta 2013, según un informe del Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas (IVIE), en colaboración con la Fundación BBVA.

Por regiones, las más castigadas fueron la Comunitat Valencia (-28,2 %), Cataluña y Castilla-La Mancha (-26,5 %), Madrid (-24,3 %) y Canarias (-22,9 %). En el otro extremo del ranking, las más respetadas de alguna forma fueron Asturias (con un sorprendente aumento del 3,2 %), Cantabria (-14,5 %), Extremadura (-15,8 %) y Andalucía (-16,4 %).

Diferencia de hasta 55 puntos

En términos de inversión pública por habitante, País Vasco y Navarra son los que más gastan en esta área, con 1.224 y 1.107 euros, respectivamente. En el otro extremo de la balanza se sitúa Madrid, con 791 euros, y Canarias, 846. El estudio muestra también que la distancia entre autonomías en gasto educativo por habitante llega a 55 puntos porcentuales.

Pese a la evidente caída de la inversión pública en Educación durante la crisis, en casi todos los territorios se mantiene el esfuerzo en este servicio medido en porcentaje sobre el PIB cuando se compara 2013 con 2007. En Extremadura y Andalucía es donde más porcentaje del PIB se dedica a la formación educativa (6,5 % y 5,7 %, respectivamente), siendo los más bajos en la Comunidad de Madrid y Cataluña (2,6 % y 3,4 %, respectivamente).

Como ya mencionamos en la anterior entrada en el blog, las elecciones autonómicas y municipales están a la vuelta de la esquina. La campaña ya ha empezado. Somos conscientes de que la educación será una de las armas que se utilizará para conseguir votos. Pero no es cuestión de convertirla en un gancho. Se necesita más gasto y menos palabras.

Página 2 de 212