Tecnología en la educación, cuando el aprendizaje deja de ser individual

Las teorías de la Educación más antiguas hacían hincapié en que aprender era una experiencia individual. Con la llegada de la tecnología, comprobamos que el progreso reside en el conectivismo

Diego Molano con los niños de Ramiriquí. Foto de su Facebook personal.

Afirmaba esta semana el director de Educación de Microsoft España, Juan Ramón Alegre, que 85.000 puestos de trabajo del sector TIC (Tecnologías de la Información y de la Comunicación) se quedarán sin cubrir en nuestro país por la falta de cualificación. Esto demuestra que los docentes necesitan integrarse ante una oleada digital en el que l@s alumn@s son l@s agentes que están mejor preparados para esta revolución.

L@s estudiantes ya no ven la tecnología sólo como ocio, sino también como una herramienta para expandir su mente, aumentar sus recursos y ampliar su conocimiento. Así, esos dispositivos que ya son casi segunda piel les permite interactuar con sus compañeros, decorando un escenario en el que saber aprender es casi tan valioso como el conocimiento. Las experiencias de los demás, estar actualizado o leer distintas opiniones forman el nuevo marco en el que estamos inmersos.

La nueva era

UniversoiDEA ha entendido esta realidad y ofrece una herramienta completa pensando no sólo en los padres y profesores, también (y especialmente) en los chavales. De este modo, les proporciona acceder a la plataforma mediante la tablet o teléfono móvil para todos los dispositivos Android e iOS y en web Windows, Linux y MacOSX.

No sólo eso, ya que la tecnología de nube hace posible que el o la estudiante sólo tenga que preocuparse por su propio aprendizaje, permitiéndole trabajar con todo el contenido y las actividades interactivas que le haya prescrito su profesor utilizando su tableta, incluso aunque no tenga acceso a Internet. El alumno puede trabajar off-line y, cuando disponga de nuevo de conexión a Internet, todo su trabajo se sincroniza automática y rápidamente, siendo enviado al profesor para su corrección.

El libro electrónico, la mejor solución contra el excesivo peso de las mochilas tradicionales

Sobrecargar la espalda de l@s niñ@s puede llevarles a sufrir lesiones de espalda o incluso o impedir el correcto crecimiento de los huesos

l2

Uno de los consejos que escuchan los padres en las noticias desde hace más de 30 años es el de evitar sobrecargar las mochilas de sus hij@s. Así, normalmente surgen recomendaciones como que el peso del macuto no debe ser superior al 10% del chaval, que las asas no sean muy largas, los hombros orientados hacia atrás, la cabeza erguida e incluso que es más beneficioso llevar una de ruedas para que puedan ir transportándola.

Un hábito muy común cada curso es seleccionar qué libros se llevan cada día según las clases que tienen, con lo que se evitaría la excesiva carga, si bien no ha calado como gustaría a la Organización Médica Colegial (OMC), que asegura en un estudio que un tercio de los estudiantes soportan un 30% más de peso que el recomendado por los especialistas.

Lesiones duraderas

Estas malas costumbres provocan que much@s jóvenes sufran lesiones de espalda o que les afecte en el correcto crecimiento de los huesos, con consecuencias irreversibles a largo plazo en algunos casos. A corto plazo, limita sus actividades diarias. Los números que presentó la Fundación Kovacs son alarmantes: cerca del 51% de los chicos y más del 69% de las chicas en España ya ha padecido dolor de espalda antes de los 15 años.

Afortunadamente, existe una solución viable tanto técnica como económicamente: UniversoiDEA. En esta plataforma tecnológica se almacenan los libros de texto digitales que necesitan l@s alumn@s para su educación. Pero no sólo eso, integra también un banco de recursos, con contenidos educativos, así como herramientas para la gestión académica.  ¿Por qué cargar con tantos libros en una mochila en estos tiempos que corren?

Página 2 de 212